La Muerte

22 julio, 2012 at 3:02 pm Deja un comentario

¡La Muerte! Yo la he visto. No es demacrada y mustia
Ni ase corva guadaña, ni tiene faz de angustia.
Es semejante a Diana, casta y virgen como ella.

Rubén Darío

A veces me siento viejo,
más viejo aún que las rocas
que implacablemente destroza el mar.

A veces me siento débil,
más débil aún que el tallo delgado
de una espiga al viento.

A veces siento miedo,
el miedo espeso de los que saben
que no es la muerte, sino la vida,
la que nos acaba.

Y a veces, sólo a veces,
me siento muerto,
envuelto en mi mortaja,
sin penas y sin nada.

Anuncios

Entry filed under: Uncategorized.

Huyo Las Campanas de Santa Lucía

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Subscribe to the comments via RSS Feed


Entradas recientes


A %d blogueros les gusta esto: